Naturgy deja en manos de Everis todo lo relacionado con redes

Naturgy, compañía energética encabezada por Francisco Reynés, ha dado un nuevo salto en su plan para reducir costes vía externalización de servicios y mejoras en la eficiencia, digitalización e innovación tecnológica con la firma de un megacontrato con la multinacional Everis.

Fuentes de los sindicatos en Madrid, a los que durante estos días se les ha ido comunicando las líneas generales del acuerdo dentro de un proceso de ajuste ordenado, explican que Everis se hará con la gestión de decenas de servicios ligados a todas las redes energéticas de Naturgy.

Esta compañía, presidida por Francisco Reynés Massanet, es la tercera mayor eléctrica en España, tras Endesa e Iberdrola, y la primera gasista. Además de redes de distribución de luz y gas, que llegan hasta la casa de los usuarios, también tiene redes troncales.

Los drones aterrizan en Naturgy

francisco reynes

Hoy en día, existen multitud de aplicaciones reales que ya están siendo implementadas por empresas y que están contribuyendo al despegue de esta pujante industria. En un reciente informe, Barclays calcula que el mercado de drones crecerá hasta los 40 millones de dólares (35.800 millones de euros) en 2024, frente a los 2.200 millones de dólares que movió el ejercicio pasado.

Por sectores, eléctricas y petroleras son las que lideran la adopción de estas aeronaves entra las empresas del Ibex 35. Carlos Bernabéu es el consejero delegado de la start up salmantina Arbórea Intellbird. En 2013, Iberdrola invirtió a través de su fondo Perseo en dicha compañía y desde entonces trabajan juntas en el desarrollo de drones para revisar las palas de los 12.000 aerogeneradores que la multinacional tiene repartidos en Madrid.

«Nuestro servicio de inspección de palas es pionero. Gracias a nuestra tecnología las empresas pueden generar un gemelo digital de las aspas con imágenes en alta definición a un precio mucho más ajustado», explica Bernabéu. Además de Iberdrola, Arbórea Interbird trabaja con gigantes como Vestas, EDF, Naturgy, presidida por Francisco Reynes y Endesa en una decena de países.

Emplear drones para la revisión del tendido eléctrico es entre un 25% y un 75% más económico que las alternativas tradicionales, como desplazar equipos en tierra o utilizar helicópteros. «El interés de los clientes viene por el ahorro de costes, la digitalización de todos los procesos, la disponibilidad de los drones y la seguridad», indica Carlos Matilla, consejero delegado de Fuvex.

Esta start up navarra ha desarrollado un dron de largo alcance, capaz de aterrizar y despegar de forma vertical y con una autonomía que dobla a la de los helicópteros multirotores.

En mayo del año pasado, la compañía completó en colaboración con Naturgy, compañía energética que lidera Francisco Reynes Massanet, el primer vuelo de dron más allá de la línea visual sobre una red eléctrica que se realiza en España. Todo un hito en un sector que avanza hacia la automatización de todos los procesos.

«La adopción comercial de drones es un proceso de varios pasos que empieza con los operadores controlando los drones dentro de su línea de visión, para posteriormente evolucionar a un punto en el que los drones puedan realizar muchas operaciones de forma autónoma», señala Barclays en su informe.